h1

LA RECONSTRUCCION DE LOS TERRITORIOS LIBERADOS, NUEVA LECCION PARA MARRUECOS

28 febrero, 2009

Polisario avanza en reconstrucción de sus territorios como “un acto de paz”

En pleno desierto del Sahara Occidental, en una zona árida y pedregosa, aunque algo menos inhóspita que la que acoge a los refugiados en el sur argelino, aparecen algunas construcciones e infraestructuras que anuncian la vuelta de la vida a esta tierra olvidada.

Forman parte del programa de reconstrucción y repoblación de los territorios de la antigua colonia española bajo control del Frente Polisario, que el movimiento independentista saharaui puso en marcha hace algo más de un año y que considera una muestra de su “voluntad de paz”.

El congreso del Polisario de diciembre de 2007 adoptó como una de sus prioridades “estratégicas” reconstruir las zonas que controla al sur y sureste del muro de separación, intensamente destruidas por las fuerzas marroquíes durante la guerra que enfrentó a ambas partes entre 1976 y 1991.

El área se extiende sobre una superficie de entre 70.000 y 90.000 metros cuadrados (la amplitud exacta no está precisada) habitada por algunas familias nómadas y ganaderas y por miles de soldados de la República Árabe Saharaui Democrática (RASD), que vigilan cualquier movimiento sospechoso de las fuerzas marroquíes al otro lado del muro.

El territorio está dividido en ocho regiones militares y dos sectores principales con cuatro localidades cada uno, dos de las cuales se han erigido como “modelos de desarrollo” para la reconstrucción: Aghoueinit en el sur y Tifariti en el norte.

En esta última localidad hay varios proyectos en marcha y algunos ya concluidos como un hospital financiado con apoyo de la Comunidad autónoma española de Navarra, una escuela, una huerta piloto y varios bloques de viviendas.

Tifariti, a cerca de 400 kilómetros y ocho horas de viaje de los campos de refugiados de Tinduf y de la frontera argelina, es el principal símbolo de la reconstrucción y repoblación saharaui.

Está previsto que la localidad acoja además la sede del Parlamento de la RASD, un centro cultural, una biblioteca y una gran mezquita, además de dos presas para aprovechar el agua de la lluvia y un complejo deportivo financiado con ayuda sudafricana.

Actualmente están en curso las obras para 200 nuevas viviendas, que se podrían ampliar a 500, para albergar a las cerca de 3.000 personas que el Gobierno saharaui prevé alojar en la localidad en una primera fase.

“Numerosos proyectos, de menor importancia en relación con los de Tifariti pero de una necesidad también vital, han sido lanzados en diversas localidades”, explicó a Efe el ministro saharaui de Urbanización, Reconstrucción y Repoblación, Salek Bobih Youcef.

Precisó que se trata, en un primer momento, de efectuar perforaciones en búsqueda de agua -fuente de la vida en el desierto y bastante abundante en el subsuelo de esta zona- así como de construir escuelas e infraestructuras sanitarias.

“La máquina está en marcha, sabemos a donde vamos y lo que tenemos que hacer”, señaló.

Aunque admitió que existen retrasos en algunos proyectos “por motivos relacionados con la financiación y la naturaleza del terreno”, el ministro resaltó que la existencia de estos proyectos “es una prueba de la voluntad de los saharauis de establecer su soberanía sobre su patria”.

“Nosotros no somos como los marroquíes, no aportamos carros de combate y material militar. Con nuestros medios muy limitados y el apoyo precioso de países amigos como Cuba, Venezuela, Argelia y la sociedad española edificamos, aportamos la vida, y esto es un acto de paz”, subrayó Salek.

Como ejemplo de que se trata de un plan minuciosamente elaborado, el ministro anunció que muy pronto se nombrará un alcalde para cada una de las ocho localidades en reconstrucción con la estructura administrativa y los servicios básicos necesarios para ayudar a la población de cada región.

“Ponemos así a Marruecos ante sus responsabilidades. Demostramos que queremos la paz, que nuestros actos están encaminados hacia ese noble objetivo y que no elegimos la opción bélica”, indicó.

Salek dijo que los saharauis no serán “jamás” quienes violen en primer lugar el alto el fuego, pero aseguró que si lo hace Marruecos no se quedarán “con los brazos cruzados”.

Fuente original: http://www.adn.es/politica/20090228/NWS-0392-Polisario-reconstruccion-territorios-avanza-acto.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: