h1

DOS MARROQUIES HERIDOS POR AVALANCHAS EN LA FRONTERA CON CEUTA

22 mayo, 2009
Dos marroquíes heridos tras varias avalanchas consecutivas en el Biutz
Los propios policías tienden la mano para ayudar a las mujeres atrapadas.
Los propios policías tienden la mano para ayudar a las mujeres atrapadas.

El paso del Biutz volvió ayer a convertirse en un infierno. Desde primera hora de la mañana, la gran cantidad de porteadores agolpados en el paso y la respuesta radical de Marruecos que ralentizó las entradas provocó la generación de avalanchas consecutivas.

Miles de porteadores, empujándose unos a otros con tal de pasar al otro lado, provocaron lo ya conocido por las fuerzas de seguridad. Dos personas resultaron heridas con politraumatismos que obligaron a su traslado en ambulancias del 061 hasta el hospital. En el puente se quedaron decenas de hombres y mujeres que presentaban golpes, magulladuras, lesiones, ataques de ansiedad, desmayos…
Los propios compatriotas ejercieron de enfermeros, dejando a un lado sus bultos, y ayudando a sus compañeros o compañeras a salir de las avalanchas. Los agentes de la UIP del Cuerpo Nacional de Policía se vieron desfasados por la situación, viéndose obligados a complementar su labor como agentes de seguridad con la ayuda a las mujeres que corrían peligro de aplastamiento.
Lo vivido ayer no es más que el resultado de lo que ya se temía. Esta semana ha estado marcada por la salida continuada de ambulancias al puente, para atender a una o dos personas. Ayer la situación se desbordó y las salidas se multiplicaron. Los porteadores, cargados de bultos que superan el medio centenar de kilos cada uno, perdían el equilibrio en unas colas sin orden, rotas por la gran cantidad de personas y que conseguían bloquear a los agentes policiales, llegados de Sevilla, allí desplazados.
Las imágenes de la jornada vuelven a mostrar el grave problema de seguridad que representa el Biutz, cuyo cierre ha sido defendido ya por todas las instituciones y asociaciones empresariales. Al grave problema humanitario y tercermundista que representa se suma la imposibilidad de mantener, policialmente, un mínimo orden. La acumulación de cientos de personas de madrugada en el entorno del puente provoca que, ya por la mañana, el paso esté colapsado. Esa presencia, por ilegal, ha sido denunciada incluso por los propios sindicatos policiales.
Fuente original: http://www.elfaroceutamelilla.es/content/view/34792/69/
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: