Archive for 12 agosto 2011

h1

MUERE EL VENDEDOR QUE SE QUEMO A LO BONZO POR LOS MALTRATOS POLICIALES EN MARRUECOS

12 agosto, 2011

El suicidio que conmueve a Marruecos

Rabat intenta impedir un estallido social después de que Hamid Kanuni se quemara a lo bonzo tras ser maltratado por la policía en Berkane

“He padecido la hogra. (…) He perdido mi pequeño sustento”. Estas fueron algunas de las últimas palabras que pronunció Hamid Kanuni, de 27 años, según su amigo Faisal, autorizado a subir a bordo de la ambulancia que le transportó de Berkane (noreste de Marruecos) hasta el hospital universitario de Casablanca, donde falleció el martes.

La hogra es esa palabra con la que desde hace una década los jóvenes argelinos primero, y ahora el conjunto del Magreb, describen el desprecio y la arbitrariedad con los que son tratados por las autoridades. Kanuni, vendedor ambulante de pan, la sufrió el domingo y se rebeló prendiéndose fuego a lo bonzo ante la comisaría central de Berkane (80.000 habitantes).

Su historia es casi idéntica a la de Mohamed Buazizi, el joven tunecino que se inmoló el 17 de diciembre ante el Gobierno Civil en Sidi Buzid y falleció días después a consecuencia de las heridas. Su gesto fue el detonante de la revolución tunecina que cuatro semanas después expulsó al dictador, el presidente Zine el Abidine Ben Ali, del poder. En Marruecos no ha sucedido nada parecido.

“Kanuni vendía pan cerca de una panadería”, cuenta Abderrahim Saddiqi, presidente de la sección local de la Asociación Marroquí de Derechos Humanos. “Al dueño de la panadería no le gustó y llamó a la policía tras enfrentarse al vendedor”, prosigue. “La policía le golpeó, le insultó y se incautó del carro” con el pan, que destruyó.

Hamid reaccionó, según su amigo Faisal, “comprando cinco litros de gasolina y rociándose el cuerpo. (…) Se inmoló ante la comisaría”. Entre policías y transeúntes apagaron las llamas y le condujeron al hospital Adrak de Berkane, pero ante la gravedad de su estado los médicos decidieron trasladarle en ambulancia al hospital universitario de Casablanca.

Las autoridades no ahorraron esfuerzos para evitar un estallido social. Enviaron unidades de Fuerzas Auxiliares (antidisturbios) a Berkane al tiempo que el fiscal de la ciudad prometió abrir una investigación. La agencia de prensa oficial, MAP, ignoró primero el suicidio, y solo rompió su silencio para difundir una versión policial que recoge una declaración del joven vendedor hecha en la ambulancia, pese a que, según Faisal, el joven estuvo casi todo el tiempo en coma. En ella atribuye su inmolación a la pelea con el panadero y exime a la policía.

Paralelamente, intentaron convencer a la familia del vendedor de que fuese enterrado en Casablanca y no en Fez, donde residen sus padres. “Los responsables quieren impedir así cualquier tipo de protesta”, señaló Mustafá Kanuni, hermano del difunto, a la web informativa Lakome.

Los familiares no aceptaron, pero sí accedieron, en cambio, a que fuese inhumado nada más llegar el féretro a Fez. La ambulancia en la que viajaba el ataúd se averió el miércoles en el camino. Hubo que esperar a que estuviese disponible otro vehículo y, finalmente, el cuerpo de Kanuni llegó a su destino a última hora de la noche. Fue entonces, poco antes de medianoche, cuando se llevó a cabo el sepelio. Acudió mucha gente al cementerio, pero no hubo protestas.

Desde que Mohamed Buazizi se quemó a lo bonzo, decenas de magrebíes, incluida alguna madre de familia con hijos pequeños, se han inmolado. El pasado fin de semana cerca de Tipaza, a 70 kilómetros de Argel, se alcanzó el cénit del horror cuando un padre roció con gasolina su cuerpo y el de sus dos hijos, de cuatro y dos años, y les prendió fuego, al no haber conseguido una vivienda oficial. Todos están hospitalizados con graves quemaduras.

Fuente original: http://www.elpais.com/articulo/internacional/suicidio/conmueve/Marruecos/elpepuint/20110811elpepuint_14/Tes

h1

MARRUECOS RECLAMA LA MITAD DE LOS INGRESOS DE LA ALHAMBRA

10 agosto, 2011

PATRIMONIO | ‘Haría justicia Boabdil’, asegura un ministro marroquí

Marruecos reclama la mitad de los ingresos de la Alhambra

El ministro de Cultura marroquí, Bensalem Himmich, está reclamando tanto al Gobierno español como a la Junta de Andalucía la mitad de los beneficios económicos que se obtienen cada año por las visitas turísticas a la Alhambra de Granada, según ha revelado el portal de internet ‘Guin Guin Bali’ citando, a su vez, una información publicada en la web ‘Nador City’.

El año pasado, las visitas al edificio y los jardines nazaríes superaron los tres millones, lo que convirtió a la Alhambra en el monumento más visitado de Andalucía. En ingresos, suponen casi medio millón de euros.

Himmich defiende el establecimiento de una sociedad mixta hispano-marroquí que gestione tanto las visitas como la conservación de la ciudad palatina, para lo que puso a disposición de las autoridades españolas a un grupo de expertos en “arquitectura andalusí” de su país.

Asimismo, el ministro del vecino Reino opina que la participación de su país en la explotación de la Alhambra haría justicia a los promotores de esta gran obra de la arquitectura islámica y serviría, asimismo, para “abrir puentes de cooperación y amistad entre nuestros dos países”.

Sostiene incluso que el propio Boabdil (último rey moro de Granada, expulsado por los Reyes Católicos y que pasó sus últimos años de vida en el norte de África) se mostraría de acuerdo con su propuesta para compartir el complejo palaciego granadino. “Los descendientes de Boabdil fueron marroquíes”, sentenció Bensalem Himmich.

Fuente original: http://www.elmundo.es/elmundo/2011/08/09/andalucia/1312918409.html