Posts Tagged ‘paz’

h1

EL CUENTO DE MOHAMED VI: LA APERTURA CEDE PASO AL INTEGRISMO

21 septiembre, 2008

Conservadurismo religioso muestra en ramadán su avance entre los marroquíes


La sociedad marroquí vive en este Ramadán un fenómeno que ya afecta a varios países árabes consistente en un mayor uso de símbolos integristas y con la tendencia, que asume parte de la juventud, a seguir una versión conservadora del Islam.


De manera cada vez más frecuente se advierte en la vía pública la presencia de mujeres jóvenes con velo, fenómeno que era muy aislado en los años setenta y ochenta del pasado siglo y que comenzó a extenderse por el país a mediados de los años noventa.

En la apariencia física masculina, el vestido del ‘islam asiático’ (afgano y paquistaní) es el más extendido en los barrios limítrofes de los centros de las ciudades, que componen actualmente la mayoría del tejido urbano en Marruecos.

La afluencia de los jóvenes a la práctica religiosa se nota más en la vida marroquí y sobre todo en ramadán (mes de ayuno), periodo en el que las mezquitas registran un hacinamiento que obliga a los creyentes a usar la vía pública para la oración del viernes.

El calado de la cultura religiosa en Marruecos se nota también en el lenguaje utilizado por la población, que usa cada vez más términos tradicionales musulmanes.

Este fenómeno llegó hasta las playas y piscinas, donde un porcentaje importante de mujeres comenzó hace algún tiempo a nadar con el vestido tradicional, como alternativa al bañador, para no permitir a los hombres ver el cuerpo femenino, según una interpretación conservadora de la religión musulmana.

Para el profesor de filosofía en la Facultad de Letras de Rabat, Bensalem Himmich, explicó en una entrevista con Efe que varios elementos pueden explicar estos cambios en Marruecos, entre ellos, ‘una reacción ante la dominación de las fuerzas ‘imperialistas’ en Irak y en Palestina, y también ante las repercusiones negativas de la globalización’.

Himmich, autor de varios libros sobre pensamiento, cultura y sociedad, considera en su análisis que ‘todo lo que pasa en nuestro país viene de problemas conocidos, como la pobreza en las ciudades, el analfabetismo, la corrupción y que casi la mitad la población vive en el mundo rural, en condiciones precarias’.

‘Se habla en Marruecos de una transición democrática sin saber cuándo acabara este proceso. Le democracia es una cultura y una distribución equitativa de las riquezas y no solamente elecciones’, subraya.

El profesor Himmich, que publicó recientemente un libro sobre el problema de identidad en Marruecos titulado: ‘Crítica de la cultura de injusticia y ruralización del pensamiento’, insiste sobre lo que llama ‘la crisis de la identidad’ en Marruecos.

‘Yo creo que uno de los problemas mas graves en nuestro país es lo que podemos calificar de ‘crisis de identidad’, sostiene Himmich, quien añade: ‘nuestra identidad comienza a desaparecer ante una diversificación anárquica de la cultura, del lenguaje y de la política’.

‘La sociedad marroquí pierde sus referencias históricas y culturales, y las nuevas generaciones reciben una educación que esta en un estado de coma, según reconocen los responsables del Estado’, destaca.

El índice de lectura en Marruecos es uno de los más bajos del mundo y las librerías que aún no han cerrado exhiben con abundancia libros religiosos, en su mayoría importados de los países del Golfo Pérsico.

Los marroquíes, mejores telespectadores, incluso prefieren ver las cadenas de televisión que emiten por satélite desde aquella zona del mundo, donde domina una interpretación conservadora del Islam.

Pero mientras la mayoría de la población se identifica más con los países del Golfo por razones religiosas, la clases ricas y medias, minoritarias en la sociedad marroquí, miran más a Europa y sobre todo a Francia.

Pero estas minorías se enfrentan ahora a la agresividad del discurso tradicional conservador.

Frente al conservadurismo cultural y religioso, el Estado marroquí intenta resucitar mediante políticas públicas y declaraciones oficiales, lo que se califica de ‘Islam marroquí’, de tradición tolerante y abierta.

h1

CARTA A PAQUI COBO

20 septiembre, 2008

Estimada Paqui,

El sr Yahya yahya está condenado en Italia, que no se te olvide. Entonces que yo me entere, que está celebrando en Melilla??? Que llevan 1 año más formando parte de España??? Pues nada, feliz celebración… Yo también la comparto y brindo por la soberanía española sobre Ceuta y Melilla. Eso lo hago pensando en el bien de ceutíes y melillenses, para que no les pase lo que a los saharauis perseguidos, torturados, desaparecidos o bombardeados con napalm y fósforo blanco.

Esta página tiene como objetivo el apoyo al pueblo saharaui, que demuestra cada día dar vueltas y más vueltas al sector añejo y oscuro del pueblo marroquí que representa el sr Yahya Yahya y que usted defiende.
Aclararle que yo no manipulo informaciones, ya que todas estas informaciones que publico (lo puede comprobar fácilmente) están escritas tal cual y reflejan una parte innegable del marruecos actual, por mucho que les moleste. Por qué se avergüenzan de estas partes de su país si forman buena parte de la sociedad y cultura actual de marruecos??? Además, las informaciones son de muchos medios de comunicación de diferente signo. Quizás, si vive en marruecos, no esté acostumbrada a la libertad de prensa… pero le informo que no es una quimera y que existe de verdad y no muy lejos de su país. No vea normal todo lo que pasa en su país. El señor Mohamed Erraji no estaría preso aquí por criticar al rey en su blog. Soy joven y he nacido y vivido en democracia por lo que no sé que es criarse en una dictadura sin libertad de prensa. Si su caso no es éste, no crea que todo eso es normal en todos sitios…

En cuanto a quien me paga pues le aclaro que nadie, más quisiera yo… Estoy intrigadísimo por saber quien piensa usted que me paga. Que sepa que hay ciertas personas que no se venden por dinero y que pueden estar movidas por sentimientos de paz, amistad y solidaridad, conceptos de los que su país está muy muy necesitado.
Como mi economía es precaria, de cualquier forma si alguien lee esto y considera a bien pagarme, estaría encantado de tener noticias suyas.

Gracias por su comentario.